Investigadores norteamericanos que desan acceder a la mejor forma de encontrar información online, aseguran que intentar la misma búsqueda en diferentes páginas pocas veces ofrece mejores resultados.


Por: tamara@noticias.com

En lugar de ello, los internautas deberían familiarizarse más con su motor de búsqueda favorito y utilizar sus herramientas avanzadas con el fin de definir mejor los resultados. Al parecer tan sólo el 10% de los usuarios que buscan algún tipo de información utilizan los extras que ofrece la mayoría de empresas.

En Internet, frecuentemente es complicado separar la información relevante de la gran cantidad de páginas que contienen casualmente la palabra en cuestión y que no aportan ningún dato útil. Los investigadores Bernard Jansen y Caroline Eastman estudiaron la forma en que los internautas buscan información online y encontraron que los rasgos particulares de cada motor de búsqueda hacía difícil definir una estrategia concisa acerca de la búsqueda deseada. En general, aconsejan explorar las herramientas que ofrece el motor y ser lo más concreto posible.

Jansen e Eastman han revelado que tan sólo el 10% de los usuarios redefinen las palabras de búsqueda o incorporan palabras de matiz como “o”, o “debe aparecer”. Estas partículas pueden ser determinantes a la hora de delimitar la búsqueda. Por ejemplo, si introducimos las palabras “mono” o “tenis” en Google, se obtienen 109.000 resultados. En cambio, si escribimos “mono tenis”, los links se reducen a 2.200. Jansen ha declarado que aquellos usuarios que sepan de qué manera pueden localizar la información en uno o dos motores de búsqueda, debe utilizarlos hasta que los técnicos que mantienen los sistemas logren finalmente personalizar la información de manera definitiva.